Colocación de las apuestas en la ruleta

A la hora de realizar las apuestas en la ruleta, debemos de tener en cuenta algunas sencillas reglas que nos permitan desenvolvernos en la mesa de juego.
Ya vimos algunas características que diferenciaban la ruleta francesa de la ruleta americana, simnembargo todavía quedan por explicar algunas pequeñas diferencias que he dejado para exponer en este apartado, debido a que están relacionadas con la forma en que el croupier administra las apuestas .

  • Las mesas de ruleta francesa siempre están atendidas por croupiers masculinos.
  • Las mesas de ruleta americana están atendidas indistintamente por croupiers de ambos sexos.
  • En la ruleta ftrancesa, los croupiers trabajan sentados.
  • En la ruleta americana, los croupiers trabajan de pie.

Estas dos últimas diferencias tienen alguna importancia a la hora de colocar las apuestas, ya que mientras en la ruleta americana por tratarse de una mesa mucho más pequeña, (y más rápida), podemos realizar las apuestas personalmente. En la ruleta francesa, debido a su gran tamaño, y salvo que estemos sentados a la mesa, y se trate de las suertes simples que se encuentren a nuestro lado, estamos obligados a entregar las apuestas al croupier para que sea él, quién las coloque en el lugar elegido por nosotros.
Los casinos tienen normas muy estrictas, de modo que no se aceptan apuestas bajo palabra, así mismo, y es por lo que se ha explicado lo anterior, el cliente es responsable de las apuestas realizadas por el mismo, esto no es así cuando la apuesta la emplaza el croupier, aunque el jugador tiene la obligación de comprobar si sus órdenes son correctamente cumplidas.
Una vez que se tira la bola, todavía pueden realizarse apuestas, pero nunca después de que el croupier anuncie "no va más", (normalmente cuando la bola comienza a desacelerarse).
La bola es lanzada por el croupier en el sentido contrario al que gira el cilindro. el cilindro es girado cada vez en un sentido, es decir alternativamente de derecha a izquierda y de izquierda a derecha.
Veamos en el siguiente cuadro como se emplazan en el tapete las distintas apuestas, (distintas jugadas), y que premios les corresponden a cada una de ellas.

Denominación de la jugada Números jugados Premios obteninos
1 Pleno 1 35 veces lo apostado
2 Caballo 2 17 veces lo apostado
3 Transversal 3 11 veces lo apostado
4 Cuadro 4 8 veces lo apostado
5 Seisena 6 5 veces lo apostado

6

Docena 12 2 veces lo apostado
7 Columna 12 2 veces lo apostado
8 Doble columnas o columnas a caballo 24 La mitad de lo apostado
9 Doble docena o docenas a caballo 24 La mitad de lo apostado
10 Suertes sencillas 18 18 veces lo apostado

Las suertes sencillas, aquellas que se pagan a la par son las siguientes:

  • Falta: comprende los números del 1 al 18.
  • Pasa: comprende los números del 18 al 36.
  • Par: números pares.
  • Impar: números impares.
  • Rojo: aquellos números cuyo color es el rojo
  • Negro: aquellos números cuyo color es el negro.

En la ruleta francesa, se necesitan más croupiers para controlar la mesa, normalmente uno a cada lado del cilindro y otro llamado extremo por estar sentado en el extremo opuesto al cilindro. El croupier que tira la bola, es el encargado de cantar el número, y pagar las apuestas con premio. Su compañero mientras tanto le ayuda retirando de la mesa todas las apuestas perdedoras.
Antes de entregar el premio conseguido, el croupier, da un golpecito con el rastrillo, sobre la ficha que va a pagar, de modo que el propietario de la apuesta pueda hacerle una señal.
Los premios se pagan siguiendo un orden establecido, se pagan de menor a mayor importancia, (importancia de la jugada, no de la cuantía de la apuesta o del premio a percibir), Se comienza por pagar las columnas, después las docenas, a continuación las suertes sencillas en este orden, color rojo-negro, par-impar, falta-pasa. Posteriormente se pagan las apuestas emplazadas en la seisena, transversal, cuadro, caballo, y por último se pagan los plenos.
En la ruleta americana se sigue el mismo principio, está atendida por un croupier ayudado por otro llamado chipping o ensaladera, que se encarga de clasificar y ordenar las fichas retiradas.
Existe además en cada mesa, independientemente de si es de ruleta francesa o americana, un jefe de mesa, encargado de que la partida se desarrolle con normalidad y de solucionar cualquier malentendido que sobre las apuestas pueda surgir. Es el responsable también de cambiar al croupier encargado de lanzar la bola, debe anunciarlo con la frase "después de tirada la bola pasa".
Hoy día, al menos en la zona en la que me muevo, Murcia y Alicante, las mesas de ruleta francesa han desaparecido, inclinándose los casinos, por fomentar la ruleta americana, que requiere de un personal mucho menos especializado, y cuyos jugadores son por lo general menos entendidos en el juego. Influye también el hecho de que ha bajado el juego en general en los casinos, tanto en cantidad como en calidad.
Un casino, sin los grandes juegos que lo identifican, (ruleta y bacarrá, este último también ha desaparecido , habiendo sido sustituído por una versión reducida en una mesa más propia del blackjack), deja de ser tal, pasando a convertirse en un salón recreativo, unido al hecho de que cada vez son menos selectivos con la clientela, por motivos económicos, y de que abusan del jugador alterando a su antojo las leyes del juego, por mucho que cuenten con el beneplácito de la administración, (veáse el artículo dedicado a los CSM), los convierte en muchos casos en timbas de lujo.

Correo electrónico

                                                  

Twitter

UA-38304750-1